fbpx
¿Quieres aumentar la tasa de aceptación de tus presupuestos?

6 claves para aumentar los beneficios de tu negocio

Si estás buscando formas de aumentar los beneficios de tu negocio, quédate, porque en esta entrada de blog te cuento las claves más interesantes.

Seguro que conoces negocios que aumentan su facturación, pero no aumentan su margen de beneficios. Esto ocurre porque, al mismo tiempo que facturan más, también gastan más y, por tanto, el beneficio se mantiene o incluso se reduce.

Compartir en:
Facebook
LinkedIn
Twitter
Pinterest
Email

Antes de empezar a darte algunos tips, me gustaría aclarar algo. La facturación no son los beneficios. Los beneficios reales se sacan restando ingresos menos los gastos. 

Seguro que conoces negocios que aumentan su facturación, pero no aumentan su margen de beneficios. Esto ocurre porque, al mismo tiempo que facturan más, también gastan más y, por tanto, el beneficio se mantiene o incluso se reduce.

Por eso es básico que controles las finanzas de tu negocio al milímetro, para que este sea rentable y feliz. Más abajo te doy algún consejo para que empieces a hacerlo.

Y, ahora sí que sí, voy a darte algunos tips y consejos para aumentar los beneficios de tu negocio. ¡Vamos allá!

¿Cómo se pueden aumentar los beneficios de tu negocio?

Si estás buscando la forma de mejorar la rentabilidad de tu empresa, es posible que te estés anotando todas las estrategias que te recomiendan por ahí.

Así que, antes de nada, me gustaría recordarte algo: lo que sirve para un negocio, a veces, no sirve para otro.

Querida, no hay fórmulas mágicas para incrementar los ingresos en tu negocio, tendrás que probar y ver qué te funciona mejor a ti.

Una vez dicho esto, vamos allá con algunas claves que podrían ayudarte a aumentar los beneficios de tu negocio.

Empieza a registrar tus gastos y beneficios

Lo primero que necesitas saber para aumentar los beneficios actuales, es conocerlos. Así que deberás llevar un registro de tus ingresos y tus gastos.

No es necesario que hagas nada complejo, puedes usar un Excel o una hoja de cálculo de Google Drive. Personalmente, yo te recomiendo Holded porque, además de ser un programa de contabilidad brutal, es muy fácil de utilizar y te permite comprobar tus ingresos y gastos de un vistazo

Podrás hacer una comparativa y trazar un plan desde ahí.

Crea una buena estructura de servicios y define sus objetivos

Un negocio, para mí, siempre debe tener, al menos, una escalera con tres servicios y estos servicios siempre deberían estar asociados a las necesidades de tus clientes.

  • Un servicio de entrada.
  • Un servicio automático.
  • Un servicio estrella.

Si solo tienes un servicio de entrada, seguramente trabajes mucho para ganar muy poco.

Si no tienes un servicio automático, todo lo que ganes dependerá de tu tiempo. Y, querida, entre tú y yo, es una gozada ganar dinero de forma automática mientras estás relajándote, sin que dependa de ti.

Si no tienes un servicio estrella o lo vendes poco, pueden pasar varias cosas. Si este es tu caso, es posible que los precios no sean correctos.

Al tener diferentes líneas de negocio, evitas poner todos los huevos en la misma cesta. Recuerda enfocar cada línea de negocio en un cliente específico y fijar objetivos para cada una, como puede ser “vender x al mes”.

Así que, ya sabes, para aumentar beneficios es necesario definir bien esta escalera, de forma que el salto de cada servicio sea asumible para tus clientes y así conseguir un flujo de ventas constante.

Crea un plan de marketing

Si sigues haciendo siempre lo mismo, nada va a cambiar. 

Es por eso que te recomiendo hacer un buen plan de marketing y definir la estrategia que vas a seguir para conseguir más clientes y, por tanto, más beneficios

Ojo: no siempre necesitamos conseguir más clientes. Tal vez lo que necesitas es subir precios, o diseñar estrategias que aumenten el ticket medio por cliente, ofreciéndole más soluciones, o, incluso, delegar tareas o formar equipo para poder aceptar más clientes.

Establece procesos

No me cansaré de decirlo, hay que establecer procesos.

Si dedicamos mucho tiempo a procesos largos y poco eficientes, eso disminuirá tu beneficio considerablemente, en lugar de aumentarlo. 

Así que, queridi, puedes tener el mejor servicio, que, si no tienes una buena estructura de negocio ni los procesos bien trabajados, seguramente no vas a vender ????. 

¿Te imaginas el tiempo que ahorras si tienes el proceso de venta ya listo? De esa forma, si alguien quiere contratar tus servicios, ya le ofreces una forma de comunicación fácil y directa. Así, cuando te pregunten precios, tú ya tienes la respuesta preparada, el dossier hecho, y las posibilidades de que te acepten el presupuesto aumentan.

La rapidez y la eficacia son claves a la hora de conseguir más presupuestos aceptados.

De hecho, aquí tienes una guía fácil y sencilla en la que aprenderás las claves para conseguir un proceso de ventas sencillo y eficaz para aumentar tu tasa de aceptación de presupuestos.

Revisa tus precios

Morir de éxito es superfácil. 

Si ves que tienes la agenda llena y, aun así, no consigues sacar un sueldo al mes, tenemos un problema.

Llegado este punto, recomiendo comprobar precios y subirlos. Contabiliza cuánto le dedicas a cada servicio y pon un precio por hora adecuado a lo que ofreces.

Recuerda que, si un cliente se va debido a la subida de precios, tendrás la oportunidad de dedicar ese tiempo a captar nuevos clientes que sí valoren tu servicio, y en un corto plazo trabajarás menos tiempo que antes, y ganarás lo mismo o incluso más. 

Haz seguimiento de las propuestas que envías

Querida, no sabes la de veces que he oído la frase “No hago seguimiento de mis propuestas por miedo a ser pesada” a lo largo de estos años.

Enviar un email de seguimiento no es ser pesado ni invasivo. Sigue siendo la otra persona la que decide si te contesta o no. Si te contrata o no.

Así que, quítate ese pensamiento de la cabeza, créate desde ya un excel y registra ahí todas las propuestas enviadas. No lo dudes, hazles seguimiento a todas, y te sorprenderás de la cantidad de veces que las personas se olvidan de que han recibido tu propuesta, y no te responden por eso, y no porque no quieran tu servicio.

¡Gracias por llegar hasta el final! Como mentora de negocios especializada en marketing y ventas, estoy comprometida con lograr que más emprendedoras y empresarias consigan el negocio rentable y feliz con el que sueñan, trabajando menos horas y ganando el sueldo que se merecen.

Como ves, aumentar beneficios no siempre pasa por reducir costes. Tener claro cuáles son tus gastos es muuuy importante, pero, la mayoría de las veces, disfrutar de una buena rentabilidad depende de diversificar y gestionar bien los recursos de los que dispones.